La Nova Colonia do Santíssimo Sacramento fue fundada en 1680 por Don Manuel Lobo, Gobernador de Río de Janeiro, el cual había sido designado por el Príncipe Pedro II de Portugal, para crear un punto de avanzada y defensa sobre la costa septentrional del Río de la Plata.

Perteneció al Imperio Portugués, español y brasileño. Fue parte de las Provincias Unidas del Río de la Plata. La ocuparon legiones inglesas y francesas, al igual que italianas bajo el mando de Giusseppe Garibaldi. Sus costas guardan algunos de los naufragios más famosos de la historia.

Estas circunstancias la convirtieron en un reducto de estilos arquitectónicos, construcciones de estilo colonial portugués (casas de piedra con techo a dos y cuatro aguas), que coexisten con casas de ladrillos y techos de azotea típicos de la arquitectura española.